Viviendas ecológicas, reflexionando acerca de su pasado y futuro en México

Joanna Flores Torres

Panorama Ambiental A.C.

En México y en el mundo es una necesidad actual el avance tecnológico hacia la sustentabilidad para mitigar y solucionar las diversas problemáticas ambientales. En el caso de las viviendas ecológicas, empezaremos por su definición: la vivienda en la que se integran los factores económicos, sociales y ambientales para hacerla amigable con el medio ambiente mientras brinda bienestar al ser humano. 

En la actualidad, vivimos en ciudades donde cada vez hay menos espacio y más viviendas, esto aunado a que las grandes empresas constructoras buscan posicionamiento social, que sus construcciones estén hechas lo más rápido posible y con menos gastos de construcción, lo cual ha hecho que nuestra sociedad viva en viviendas no aptas ni eficientes para el bienestar y las necesidades sociales.

Así las viviendas ecológicas son una excelente solución, ya que se adaptan perfectamente a las condiciones ambientales, económicas, sociales y personales del usuario; brindan un espacio seguro, digno y adecuado sin tener que hacer gastos excesivos y con un diseño apto para que la vivienda se adecue a las ecotecnias (equipos e innovaciones tecnológicas que preservan el equilibrio con la naturaleza mientras satisfacen las necesidades humanas). Además, estas ecotecnias son muyadaptables y de fácil instalación en viviendas y otras construcciones ya hechas.

En México nos encontramos con viviendas ecológicas como tal, a partir de los años setentas, con la construcción de Xochicali, primera casa ecológica con criterios de sustentabilidad. Se resalta también la “ecoaldeaHuehuecoyotl ubicada cerca de Tepoztlán, Morelos; creada en 1982 y que en la actualidad sigue funcionando después de tres generaciones. En ambos casos se destaca el uso de ecotecnias. Sin embargo, cuanto más nos llenamos de información acerca de las viviendas ecológicas actuales, nos damos cuenta de que se parecen mucho a las viviendas antiguas, en especial a las construcciones y estilo de vida prehispánicas, ¿cómo es esto posible?

En el caso de la construcción en el ámbito actual y moderno, al igual que en las épocas prehispánicas, se propone la construcción a base de tierra (adobe), usando los elementos propios del terreno y adaptando el diseño de la vivienda a las condiciones de la zona. Las construcciones de tierra, pudiera creerse que son algo inestables, pero resultan ser bastante resistentes, y con buenos refuerzos son capaces de resistir desastres naturales, como sismos e inundaciones, a la vez que son aislantes acústicos y térmicos, además de que al tomar en cuenta las condiciones climáticas y ambientales, están hechas de manera que se aproveche la luz natural, las corrientes de aire y las temperaturas, de tal forma que no sean necesarias luces artificiales durante el día, aire acondicionado, sistemas eléctricos de calefacción, etc.

Hablando de las ecotecnias, muchas de estas también están muy relacionadas con las actividades de nuestros antepasados. Por ejemplo, la captación de agua de lluvia es una de las formas más sencillas y tradicionales de obtener este maravilloso y necesario recurso. Diversas culturas prehispánicas en todo México y Mesoamérica usaban esta técnica a través de canales y zanjas para el uso agrícola y consumo humano y con diversas formas de almacenamiento que les permitían usarla hasta siete meses, dependiendo del uso.

En este mismo aspecto, encontramos el reciclaje de agua, el cual se hacía a través de rodamientos y canaletas cuidadosamente hechas para transportar el agua de un sitio a otro y usando plantas y minerales para tratarla. Hoy en día se usan compuestos químicos y biorreactores en plantas de tratamiento industriales y hasta municipales para tratar el agua y darle otro uso.

Otro factor destacable, en la vida sustentable prehispánica, es la forma en la que manejaban sus residuos, ya que eran escasos; a todo se le buscaba un uso y se aprovechaba al máximo de tal forma que del producto de una actividad, habían otros subproductos para otras necesidades, cosa que actualmente se busca implementar en toda la sociedad: el manejo de residuos y el reciclaje.

Como estos ejemplos, hay muchas otras técnicas y tecnologías actuales  que se han modernizado, como el compostaje, sanitarios ecológicos secos, filtros purificadores de agua, ahorradores de agua, uso de productos biodegradables, jardines y corredores polinizadores, etc. que se basan en actividades del pasado para hacerlas parte de nuestro presente y futuro; esto, ha tenido como consecuencia que la gran mayoría de las ecotecnias de la actualidad son fáciles de instalar en cualquier hogar y construcción a precios accesibles, ayudando no solo al medio ambiente, ya que también representa ahorros monetarios de gas LP, energía eléctrica y agua, servicios por lo que pagamos altos costos.

Así que los gastos de comprar e instalar ecotecnias, se recuperan entre 8 a 12 meses, aproximadamente, y se evitan más de 10 toneladas de Gases de Efecto Invernadero al año. Otra ventaja de la ciencia moderna es que estas tecnologías ahora se adaptan tan bien a cualquier espacio que tengamos;iniciativas como la “Hipoteca Verde” del INFONAVIT, que proporciona apoyos para que cada vez más hogares tengan acceso a ecotecnias, que podemos encontrar de distintos precios, diseños y con las características que necesitamos, sin quitar el valor estético de nuestras viviendas.

Por todo lo anterior, les invito a que nos detengamos un momento a pensar sobre la calidad de vida que tenemos y lo que dejaremos al mundo cuando ya no estemos presentes; lo que la urbanización y sobreexplotación de recursos nos está dejando, y si eso es lo que queremos dejar para las futuras generaciones. Reflexionemos acerca de nuestro pasado y nuestras raíces; lo que nos han dejado nuestros ancestros, y que hoy en día podemos adecuar para hacer parte de nuestro estilo de vida, sin perder la visión de respeto y agradecimiento por todos los recursos que nos brinda la naturaleza: sus sabores, colores y diversidad. Depende de la sociedad mexicana actual cuidar estos recursos, seguir transmitiendo el legado de armonía y equilibrio con la naturaleza y qué mejor, hacerlo desde la casa que habitamos.

Deja un comentario